Coworking, la tendencia que mejora el desempeño de las empresas

Coworking
Con su implementación se pueden reducir costos, mejorar la cultura corporativa y fortalecer la innovación como valor agregado de las compañías.

El trabajo colaborativo es una tendencia que ha venido fortaleciendo los nuevos modelos de negocio desde elementos de gran importancia como la infraestructura. Con su implementación se pueden reducir costos, mejorar la cultura corporativa y fortalecer la innovación como valor agregado de las compañías.

(Lee: Platzi pone el mejor talento en las empresas: “Esto no lo encontrarán en una bolsa de empleo”)

En entrevista con Carolina Dovat, experta en el tema y directora de la firma de arquitectos que desarrolló algunos espacios de Zonamerica en Uruguay, se analizan los beneficios y prospectiva de esta tendencia.

¿Cómo alcanzar un buen nivel de coworking en un contexto de negocios aún arraigado al método tradicional?

“Esto responde a una necesidad que plantean los cambios generacionales dentro de las empresas. En las organizaciones conviven distintos perfiles cuyas formas de trabajo varían entre lo tradicional y la búsqueda de autonomía sumado a herramientas de trabajo cada vez más innovadoras tecnológicamente. En ese sentido, los nuevos espacios de trabajo deben ser creados con innovación y creatividad para fortalecer la productividad, ya que actualmente en las organizaciones no solo se cuenta con baby boomers o millenials; en realidad, las organizaciones están conformadas diversamente y el objetivo debe ser integrar todos los modos de conocimiento para llegar un máximo nivel de rendimiento y mejores resultados”.

¿Qué potencial tienen los coworking en Colombia?

“Gracias a las facilidades que traen las nuevas herramientas digitales, estas tendencias se hacen globales y, así mismo, Colombia no es ajena a su desarrollo. Por ejemplo, dentro Zonamerica en Cali, uno de los grandes ejes en cuanto a infraestructura es la implementación de espacios para el trabajo colaborativo como también lo fue para su desarrollo de oficinas, data center, clubes y plazas de juegos en Uruguay. De esta manera, el futuro del coworking solo se puede analizar desde la cantidad y calidad de proyectos que se instalen en el país fortaleciendo su desarrollo y adaptación en el territorio como es el caso actual para Cali”.

(Lee: Una ventana abierta: Instituciones bancarias, startups e innovación en América Latina)

¿Qué impactos económicos tiene el coworking para las empresas?

“En cuanto a los beneficios económicos más destacados están la reducción de costos cuando el espacio de trabajo se terceriza como se podría hacer en una zona franca de servicios y la generación de mayor capital intelectual capaz de idear y desarrollar nuevos proyectos de valor agregado a las actividades normales de las compañías. Evidentemente esto requiere un cambio de paradigma bastante fuerte; no obstante, la tendencia ha demostrado que la productividad incrementa al igual que aspectos como la reputación laboral de la empresa logrando disminuir el índice de rotación del personal”.

¿Cómo se integra la infraestructura y las herramientas virtuales en un espacio de coworking?

“Si bien las herramientas virtuales son importantes al facilitar el desarrollo de las actividades en nuestros tiempos, no son tan indispensables como el diseño de infraestructura diseñada para fortalecer el proceso creativo en lo que llamamos ambientes colaborativos. Entonces, tanto las herramientas virtuales como la infraestructura cumplen un rol importante en el coworking, pero el factor tecnológico es un complemento al desarrollo de los espacios físicos de trabajo”.

(Lee: Wizeline abre sus oficinas a estudiantes mexicanos interesados en tecnología e innovación)

¿Cómo piensan implementar estos espacios de coworking en Zonamerica?

“El modelo de negocio de Zonamerica está centrado en el trabajo colaborativo. Dentro de la zona franca estarán empresas que puedan prestar servicios de utilidad para otras empresas instaladas. Así mismo, la primera etapa de edificios está diseñada para facilitar las actividades diarias de cada empresa con el modelo de coworking”.

Durante el segundo trimestre de 2017, el Dane reportó 176.989m2 de áreas culminadas bajo el concepto de oficinas y 2.123.681m2 en proceso de construcción. Dentro de estas cifras y en infraestructura general; Bogotá, Medellín y Cali son las ciudades más destacadas respectivamente.

La primera etapa de Zonamerica ya se construye en Cali y será un dinamizador de la economía de servicios en Colombia por medio de esta tendencia como parte de su propuesta de valor, posicionando también a Cali y al país como focos óptimos de inversión extranjera.

Photo by Eloise Ambursley on Unsplash