Ocho claves para mantener y cultivar el mejor talento en tu empresa

En su gran mayoría los empleados con mayor talento son los que se van. Por eso, retener al personal es una forma de mantenerse competitivo en el mercado.

Para las empresas es importante retener personal ya que esto les permite una mayor competitividad debido a que son los empleados valiosos los que llevan al éxito a las pequeñas y grandes organizaciones.

(Lee: Las tendencias actuales en las búsquedas de talento IT)

Marcela Angeli, directora de la División de Gestión de Talentos y Compensaciones para los países de habla hispana de Sudamérica de Willis Towers Watson, recomienda estas ocho claves para conservar personal:

1. Crear una marca fundacional: una de las claves para captar, motivar y retener, consiste en construir una “marca” que destaque la buena reputación de la compañía como empleadora. Es importante para lograrlo que la cultura organizacional sea un diferencial con el resto, y mantener una coherencia entre la imagen externa y la interna, fomentando valores en común y un consistente sentido de pertenencia.

2. Crear un clima laboral estimulante: el ambiente de trabajo es un pilar trascendental y decisivo al momento en que los empleados resuelvan irse o no de la empresa.  Las personas necesitan desarrollarse en un contexto en el que puedan entablar relaciones sociales y a la vez, lograr sus objetivos profesionales.

3. Desarrollar la carrera del personal: Una de las mayores causas de salida de un empleado es el estancamiento laboral, o la imposibilidad de ascender en la pirámide organizacional. Es importante que el personal clave, tenga en claro las posibilidades de desarrollo de carrera y la empresa lo acompañe, garantizándoles que tendrán la posibilidad efectiva de alcanzar nuevas responsabilidades.

(Lee: Bandit, el spin-off de Nubelo que pone al talento digital en el centro del escenario laboral)

4. Incentivar de manera personalizada: Uno de los estímulos para el empleado más importante es la compensación. No basta con que esta esté acorde al mercado, sino que el incentivo sea personalizado, y de acuerdo a las necesidades y preferencias de cada trabajador, ya que no todos tienen las mismas motivaciones. Es importante que se reconozcan sus logros, ya sea en términos de remuneración salarial o bien verbalmente.

5. Lograr retos: Permitir que los empleados se sientan parte de los logros organizacionales como de los individuales.

6. Optimizar la comunicación: Un empleado se sentirá integrado en la medida en que advierta que sus ideas, opiniones y sugerencias son tomadas en cuenta. De este modo, considerará que tiene un lugar de pertenencia y que puede colaborar de forma activa en el logro de los objetivos organizacionales.

7. Facilitar el aprendizaje en la organización: Los empleados talentosos requieren de constantes retos para progresar. Por ello, las capacitaciones en diversas áreas son las instancias precisas que ellos requieren para sentir que evolucionan y crecen profesionalmente. Hay que tener en cuenta que los empleados que buscan mantenerse y crecer dentro de una compañía, deberán contar con capacitación constante.

(Lee: Una latina levanta US$2 M para su startup de descubrimiento de talento)

8. Balancear entre la vida laboral y familiar: Retener a los empleados, otorgándoles una mayor flexibilidad horaria, hacer home office, que permite trabajar desde la propia casa. Otra alternativa es permitir a los empleados asistir a los programas escolares de sus hijos, brindar beneficios de guarderías para niños, y una política salud ocupacional. Con acciones en este sentido, se acrecentará el compromiso y los empleados tendrán un balance más equilibrado entre el trabajo y su vida personal.

Fuente imagen destacada

Etiquetas