Seis consejos en SEO para vender más productos en tu tienda online

ecommerce-productos-seo
El SEO es una herramienta que olvidamos y que resulta también importante para captar clientes y aumentar nuestras ventas online.

Por: Edith Gómez*, editora en Gananci.

A la hora de crear una tienda online, no es suficiente centrar exclusivamente toda nuestra atención en crear un producto de calidad, fijar un precio competitivo y disponer de una web para hacer visible nuestra oferta.

El SEO es una herramienta que olvidamos y que resulta también importante para captar clientes y aumentar nuestras ventas online.

Así lo muestran las estadísticas: el 59% de los negocios basados en el comercio electrónico afirman que su fuente de visitas es el SEO -optimización en motores de búsqueda-, frente al 19% que lo relaciona con el tráfico directo o el 10% que lo atribuye a campañas de publicidad pagadas (al SEM).

(Lea: ¿Por qué es importante el uso de SEO para tu startup?)

El problema de realizar una estrategia de posicionamiento orgánico es que conseguir que un ecommerce destaque por el SEO es cada vez más complicado, ya que grandes marcas como Amazon o Ebay ocupan los primeros puestos y resulta muy difícil superarlas.

Pero, tranquilos, no está todo perdido para esos pequeños negocios que quieren conseguir escalar puestos en los primeros resultados de Google. Vamos a tomar estos consejos y aprender cómo mejorar el SEO en nuestro ecommerce:

1. Palabras clave

El primer paso es seleccionar la palabra clave adecuada, analizando nuestra demanda y nuestra competencia. Dos herramientas que pueden servirnos de gran utilidad son Goole Keyword Planner o Semrush.

Lo siguiente será pensar dónde debemos colocarla para que posicione el producto que quiero. Los principales sitios donde deberán situarse son: el título (etiqueta H1), los subtítulos (etiqueta H2), en la descripción del producto y en la url.

Wordepress nos facilita un plugin llamado All in One SeO Pack, en este se muestran todos estos apartados que acabo de mencionar. Por tanto, solo habrá que rellenar las casillas repitiendo la keyword en cada una de ellas.

No nos obsesionemos colocando keywords dentro del artículo, ni creando nuevos artículos con las mismas keywords, Google podría penalizarlo por una sobre optimización.

2. Venta cruzada o cross-selling

El cross-selling consiste en añadir enlaces, en la página del producto, de otros productos relacionados. Esta técnica aumentará el número de páginas vistas y reducirá el abandono de la página si el cliente no encuentra lo que busca.

Los enlaces pueden estar relacionados con los productos que está mirando el consumidor, productos que otros usuarios han comprado o productos que pueden interesar al usuario basándose en su historial de  compra.

3. Foto de calidad y vídeos

Utiliza imágenes propias y de calidad, esto nos permitirá que el cliente vea con detalle el producto y aumente su confianza. Al utilizar fotos personalizadas, los usuarios sabrán que no es un montaje y que el artículo que se muestra es así tal cual, sin retoques fotográficos.

Con los vídeos ocurre exactamente igual, generan confianza. Un vídeo aumenta el tiempo de permanencia en la web y eso afecta al posicionamiento de una web. Además, si decides crear vídeos, podrías crean un canal de Youtube y generar tráfico desde el portal. 

4. Contenido único

Muchas empresas optan por utilizar las descripciones de los productos hechas por el fabricante en la ficha del producto. Esta es una mala práctica, ya que Google verá como miles de páginas han hecho lo mismo y por eso Google solo valorará el contenido original. Os recomiendo que seáis creativos para destacar entre la competencia y posicionaros mejor.

Y para crear una buena descripción, ten en cuenta lo siguiente: crea un texto atractivo, original y sin demasiadas keywords. En él debe reflejarse, además de sus características, para quién es adecuado el producto y para qué sirve.

5. Diseño responsive

Actualmente, la mayor parte de las compras online se hacen a través del móvil. Por esta razón, es importante adaptar la web a la pantalla de los dispositivos móviles, es lo que llamamos un diseño responsive.

6. Velocidad de carga

El tiempo de carga de una página web es importante, pero más lo es si se trata de una tienda online. Un usuario que entra en una web y tarda más de cinco segundos, es muy probable que acabe abandonándola y esto supone haber perdido a un cliente.

Además, la velocidad de carga es uno de los factores que Google más está teniendo en cuenta, ya que cuanto más tarde en cargarse una web, más tardará Google en leerla. 

*Es editora en Gananci, apasionada del marketing digital, especializada en comunicación online. Se niega a irse a la cama cada noche sin haber aprendido algo nuevo. Le inquietan las ideas de negocio y, más aún, aportar una mirada creativa al pequeño mundo en el que vivimos. En Twitter: @edigomben.

Etiquetas