Mitos y verdades sobre la utilización del #Hashtag

shutterstock_252984880
Los hashtags son una herramienta de marketing on line muy poderosa que si es bien utilizada puede detonar el éxito de una buena campaña.

Instintivamente o por medio de aplicaciones que prometen un montón de seguidores en pocos minutos, los hashtag son cada vez más utilizados por quienes pretenden popularizar sus perfiles en las redes sociales. Reconozcamos cuándo usarlos y cuándo no vale la pena integrarlos en un post.

Las redes sociales son en la actualidad una de las vías de comunicación por software más utilizadas después de los servicios de mensajería móvil instantánea como Line o WhatsApp. Por medio de las mismas podemos encontrar información, reunir grupos virtuales interesados sobre cierta temática o reencontrarnos con personas que hace muchos años no vemos. Una manera efectiva de agrupar a las personas bajo un mismo interés es utilizando un hashtag.

Aún cuando sociabilizar es una buena excusa, el hashtag llega al mundo viral con más intensiones que la congregación de amigos, sino como una herramienta de marketing on line muy poderosa que si es bien utilizada puede detonar el éxito de una buena campaña. Por lo contrario, el uso incorrecto de los hashtag puede incluso llevar al fracaso la implementación de una marca y el perfil de la misma en un nicho web.

Empecemos por el comienzo: un hashtag (almohadilla, etiqueta, numeral o gato, que son las distintas nominaciones que recibe) es un caracter acompañado por un signo que no puede ser otro que el numeral. El objetivo de esta suma de caracteres es ordenar los contenidos que se colocan en las redes sociales y, por consiguiente, la implementación de un hashtag posibilita enlazar un mensaje con otro siempre y cuando compartan la misma fórmula con numeral incluido, por ejemplo, #tips.

La implementación del mismo data de hace muchos años atrás, cuando se lo utilizaba en los canales IRC y Jaiku pero con finalidades diferentes a las que actualmente se le da. Recién en 2007 un empleado de Google, Chris Messina, lo utilizó en un mensaje de Twitter durante una conferencia de tecnología e internet conocida como BarCamp con el tuit “Qué les parece si usamos # (numeral) para grupos. Así #barcamp [mensaje]?” sin saber que con ello desataría una herramienta poderosa.

Rápidamente el hashtag logró su popularidad en Twitter, inclusive en el 2009 la red de microblogging decidió agregar un hipervínculo en los hashtag para que se agilice el enlace de contenidos estrictamente emparentados con una etiqueta y en 2010 creó los trending topics que son los listados de hasgtags más utilizados.

En 2014 el Oxford English Dictionary lo introdujo en su vocablo oficial, aunque mucho antes la gente ya había empezado a darle utilidad, por ejemplo, #sandiegofire fue el primer hashtag popular utilizado en el 2007 por una persona que conectó mensajes sobre los incendios forestales de California. Fue tanto el apego a ellos que las marcas lo incluyeron en sus campañas de marketing.

#ProsyContras

#Ahora #mismo #podrías #decir #todo #con #hashtags #si #quisieras. Sin embargo, y tal como lo estamos comprobando en este párrafo es muy difícil leer una oración que incluye tantos numerales y que en definitiva no sabemos por qué se quieren vincular tantas palabras. Como resultado mucha gente termina por ignorar los hashtag, y en el peor de los casos, elige no seguir una cuenta o perfil que incorpore tanta información “spammer”.

Desde que los hashtags se utilizaron en las redes sociales por parte de las marcas o empresas para sumar clicks, me gusta o seguidores, los errores se han multiplicado a tal punto en que ya es difícil desarmar la maraña de mitos y verdades acerca de su utilización. Veamos a continuación algunas confirmaciones de lo que es real y lo que no.

El objetivo de un hashtag es sumar seguidores: Aunque es una herramienta que si está bien utilizada puede lograrlo exitosamente, no es el objetivo en sí. Como lo hemos dicho anteriormente el hashtag enlaza temas, fomenta la participación, sirve para seguir una conversación, ayuda a instalar temas específicos, pero no es la solución concreta para aumentar el caudal de seguidores.

↗ Mientras más hashtags uses, mejor: Claramente no. Uno o dos hashtags relevantes son suficientes para un posteo. Si lo que pretendes es atraer gente a un tema en particular pues no te conviene abrir un libro de temas en un solo post.

↗ Creá tus propios hashtags: Esta afirmación es positiva pero hay que tomarla con algunas precauciones. Antes de insertar tu hashtag buscá el tema en la red social para ver cuánta convocatoria tiene y analizá cuáles son las palabras más utilizadas. Kim Garst, por ejemplo, instaló #FanPageFriday para que los usuarios promocionen sus blogs o páginas dentro de los comentarios de cada post los días viernes. De nada serviría un hashtag con el numeral y la marca sola si no hay una propuesta que respalde su utilización como un concurso o un debate.

Son descriptivos: Los hashtags no son títulos, no son frases alusivas, ni son descripciones temáticas. Imaginate que para esta nota utilicemos #mitosyverdadesdeloshashtags. Una etiqueta tan larga podría entorpecer la comunicación y nadie se tomaría la molestia de rastrearla. Utiliza palabras directamente relacionadas. Por ejemplo, #DíadelPadre #CopaAmérica2015. Tampoco se recomiendan abreviaturas ni caracteres difíciles de descifrar como #DPadre o #CA2015.

↗ Utiliza apps orientativas: Algunas aplicaciones como Hashtagify oTagsforlikes pueden ser muy útiles para posicionar una marca, usuario o empresa en una red social, sin embargo, no convienen utilizar cualquier hashtag en cualquier circunstancia, por lo que analiza bien qué tomarás de estas herramientas.

Los hashtags no son una solución mágica, sino una fórmula que requiere de estudio para su implementación. Esto significa que al planificar una campaña de marketing online que incluye redes sociales como Facebook, Twitter, Instagram, Pinterest y Google+ debemos analizar de qué manera utilizarlos en cada una de estas.

Para desmarañar la madeja y reconocer cuáles son los mitos y verdades no sólo te hemos dado algunos consejos útiles sino que además sumaremos un plus: busca y analiza los hashtags que más éxito han logrado y entonces ahí encontrarás la respuesta de cómo utilizarlos. #goodluck (2.043.839 publicaciones en Instagram). DonWeb