Cómo mejorar el SEO con el cambio de algoritmo de Google

google-yellowg-algorithm-seo-ss-1920-800x450
Con el cambio de algoritmo denominado “quality update”, la experiencia del usuario empieza a cobrar mucha mayor importancia.

Por Andrés Ortega*

En otras ocasiones habrás podido leer de la importancia del SEO en una startup en esta misma web. Desde que nació, el posicionamiento en buscadores se ha basado principalmente en tres pilares fundamentales:

– Palabras clave adecuadadas midiendo competencia e intención (compra, información, etc.)

– Contenido (si es adecuado y está bien opimizado)

– Enlaces externos (el principal, tener webs importantes en nuestro sector que nos citen)

Este es un resumen entre varios factores pero que a la postre bien usados convierten cualquier web en una mina de oro en potencia para tener un negocio en la red. Sin embargo, este sistema lleva varios años con rumores de que iba a tener cambios para que Google pueda ofrecer el mayor contenido posible para todos.

Los nuevos cambios son los que llevan sonando un tiempo y ahora se han hecho visibles con el cambio de algoritmo denominado “quality update”  que lanzaron el pasado 3 de mayo, en donde la experiencia del usuario empieza a cobrar mucha mayor importancia que lo anterior. En este post te mostraré, no sólo qué otros elementos empiezan a entrar en juego y cobrar importancia, sino también algunos consejos profesionales de cómo mejorarlos.

Si accedemos a Google Analytics, herramienta con la que toda web debe aprender a saber interpretar los distintos detalles que proporciona, vamos a la parte de informes en la parte superior, pinchamos en el menú lateral de “audiencia” y se nos desplegarán varios subtipos, si vamos a “visión general” tendremos las estadísticas de los últimos 30 días, podríamos ampliarlo en caso de necesitarlo para tener una mayor visión, pero siempre recomendaría como mínimo dejar ese valor para tener unos datos suficientes.

Veamos unas cifras parecidas a estas extraídas de mi web en la pantalla que nos saldrá a la derecha:

Anallytics1

Estos son tres de los cuatro factores que van a influir cada vez más a partir de ahora, el cuarto es la velocidad de carga. Esta es una explicación de qué mide cada una y cómo mejorarlo.

Páginas por sesión.

Es de lo más simple, se trata de cuántas páginas ve cada usuario de media. Por lo general una tienda online va a tener muchísimas más pues es más común navegar entre los productos, en un blog suele estar alrededor de dos, por ejemplo, pero como todo siempre tenemos que intentar hacer mejoras para tener mejores cifras.

¿Cómo mejorarlo? Intentar poner elementos de importancia en la parte superior de la web, ya que si el usuario accede y en esa zona no ve nada interesante, directamente puede que vuelva al buscador o salga de nuestra web para encontrar otra que le dé lo que busca, ¡quizás nosotros los teníamos! ¿Por qué no mostrarlo en una zona adecuada? Muchas webs suelen poner en el margen lateral izquierdo o derecho, los productos más vendidos, los post más leídos o similares, si te fijas en PulsoSocial se usa un cuadro de “recientes” como ejemplo.

Otro detalle en mi experiencia: un menú adecuado. Es un factor que muchísimas webs pasan por alto, pero categorizando bien el contenido y los productos, se lo ponemos fácil al visitante y le hacemos tener interés en algo que ha encontrado en nuestra web y quizás se ajusta a los que buscaba. Por último, poner enlaces internos que además de ser importantes, si citamos algo relevante de la misma web es mejor indicarlo, quizás el visitante quiera más información y así ve otra página más.

Duración media de la sesión.

No tiene mayor secreto, su propio nombre nos indica lo que mide, cuánto más tiempo esté un visitante en nuestra web significa que más le ha “enganchado” el contenido y por lo tanto o buscaba eso o por lo menos encontró algo interesante. Podemos incluso hacer una prueba con diferentes webs y vemos lo que tardamos en salir de ellas, dependiendo de lo que ofrezca cada una puede variar bastante.

Para mejorarlo, uno los trucos más importantes es poner imágenes adecuadas que entran en el cerebro mucho más rápido que el texto, con solo “un vistazo” y nos generan curiosidad por leer el contenido o saber más. En este punto también influye lo del anterior, elementos que ayuden a la navegación para intentar que vea otra cosa que le interese y que no nos abandone.

Porcentaje de rebote.

Este es quizás el más avanzado, se trata de cuánto porcentaje de usuarios de media, acceden a nuestra web y ven una única página. Normalmente se considera que dan atrás en el navegador y vuelven a la búsqueda realizada para encontrar otra web que se ajuste a lo que necesita. Es difícil ver qué valores son los adecuados, pero quizás en términos generales por encima de 75% es algo alarmante.

Volvemos a lo indicado en los dos puntos anteriores, pero también tenemos que ver qué búsquedas traen a ciertas páginas en donde el rebote es mayor. Quizás no estamos ofreciendo el producto adecuado, el precio o el contenido no es el correcto; tendríamos que analizar la intención de búsqueda y ver cómo optimizar esas páginas -pues no tiene por qué ser solo la principal- para adecuarnos a lo que los visitantes demandan.

Esto puede resultar un cambio significativo en el negocio, pues igual creemos que nuestro producto o servicio es bueno, pero vemos por diversos motivos no sea el momento adecuado o varias razones, adecuando nuestro mercado o incluso cambiándolo para aprovechar ese torrente de tráfico que se traduce en mejores ingresos.

Velocidad de carga.

Si una web carga lento será más difícil visualizarla. Un altísimo número de visitantes abandona una web si no les carga correctamente, y eso incluye la navegación con el teléfono móvil, en donde las redes 3G o la cobertura demandan webs ligeras.

Recomiendo usar la web pingom tools para hacer mediciones, los datos que ofrece Google Analytics no son fiables en este sentido me temo.

En ella podemos elegir entre seis países para hacer la prueba de velocidad, simplemente ponemos el más cercano a los países donde estamos posicionando la web. En mi caso, por ejemplo, uso “California” para medir posicionamientos en Latinoamérica; la distancia me hace tener una idea para saber como se comporta mi web en determinados países similares de lejos.

Pingdom

Se recomienda que nuestra web cargue por debajo de 2 segundos, para ello tenemos que mirar estos factores:

– Intentar que las imágenes sean de un peso moderado, por debajo de 100Kb.

– Tener pocos plugins o los necesarios en caso de tener un software de administrador de contenidos como Prestashop o WordPress.

– Que se hagan pocas peticiones a webs externas, pues algunas sobrecargan de sobremanera una web, está genial poner enlaces a redes sociales, citar otras páginas y demás, pero eso influye en nuestra carga de la web.

– Temas de usar algún sistema de cacheo para almacenar en memoria en el servidor las peticiones más comunes o de usuarios conocidos, esto es importantísimo.

Conclusión

Realmente las reglas del juego siempre son las mismas, intentar ofrecer contenido de calidad y facilidad de navegación a los visitantes para convertirlos en potenciales clientes, pero ahora parece que Google está empezando a evolucionar para ser ellos mismos quienes juzguen si lo hacemos adecuadamente, premiándonos con mejores posiciones en caso de hacerlo bien o bajándonos un poco si ve que no damos la talla, con lo que haciendo una buena planificación de SEM, mejorando el comportamiento con marketing Onsite inteligente, conseguiremos un cambio radical en un negocio.

*Hace unos años quiso monetizar un blog técnico de su antigua profesión como sysadmindor de sistemas y descubrió su nueva pasión, el marketing online. Actualmente es SEO/SEM independiente y trabaja en sus proyectos y ayudando en tareas de consultor de vez en cuando. Enseña a otros cómo empezar en la red en su web www.internetempleo.com 

Fuente imagen destacada