Crowdfunding desde Mendoza: Buscando colaboradores puerta a puerta

crowdfunding-642x336
El crowdfunding toma un nuevo aire en ciertos lugares de Latinoamérica donde las palabras “Plataforma” o “Financiamiento Colectivo” no son familiares.

En lugares pequeños como General Alvear (Mendoza, Argentina), el financiamiento colectivo aún es incipiente, los colaboradores son aquellos que se animan a apostar a lo nuevo. Las palabras “Plataforma”, “Financiamiento Colectivo” o “Crowdfunding” no son para nada familiares. Es por esto que los chicos de Dos Motores (Proyecto Destino Identidad), salieron a caminar  y recorrer la ciudad para poder difundir esta oportunidad de concretar las ideas y, en este caso, buscar una manera de dar a conocer el lugar que habitamos de una manera diferente.

¡Corre la voz!… Mediante la explicación del proyecto y el funcionamiento del sistema, en visitas a medios locales, principalmente radios, en hogares, (mate de por medio) y con el uso de las redes sociales, lograron que más de 100 alvearenses se atrevieran a participar del viaje y sean colaboradores.

Lo que más le llamó la atención a Mauro Salinas de Dos Motores es que, en estos diálogos cara a cara, hay personas que se hicieron co-autores del proyecto, y son multiplicadores de la iniciativa en su entorno. Así como también, en el uso de las redes sociales, personas que, por diferentes circunstancias hoy no viven en General Alvear, ven en esta iniciativa una manera de verlo crecer y de fortalecer la cultura.

Puerta a Puerta Crowd
Horacio Gutiérrez (izq.) y Mauro Salinas.

Su proyecto tiene como objetivo construir un relato histórico, cultural y educativo, que resalte los aspectos más importantes del departamento, desde su creación hasta la actualidad, materializándolo en una obra colectiva con músicos locales, mediante la grabación de canciones propias.

¡Ayer en el FB de Ideame posteamos una nota de El Nuevo Herald en dónde un cubano lanzaba su campaña de crowdfunding análoga con folletos debido a la falta de conectividad y nos encantó!

Hoy encontramos uno de tantos proyectos en idea.me que también recurren al crowdfunding análogo. El crowdfunding en América Latina tiene una gran cuota de educación, de explicar cómo funciona, de concretar colaboraciones de personas que no tienen acceso a internet o quizá no les resulta fácil y poner puntos de encuentro como la radio del barrio, una plaza o un evento. Mostrando como funciona. Y quizá entregando alguna recompensa si tu proyecto lo permite.

La mezcla entre el mundo online y offline es súper interesante. El boca en boca sigue siendo una herramienta clave, hacer parte a tu comunidad de tu causa es parte de enseñarles el cómo también.

Y sobre todo, tener en cuenta que si queremos cumplir con nuestro objetivo, ¡hay que trabajar para lograrlo!

Como dice Mauro, “el impacto social que se ha logrado con la campaña, el logro de la red humana que se está tejiendo convenciéndonos de que los sueños son posibles y si se logran con la cooperación colectiva mucho más”.

[Fuente imagen destacada]