¿Qué es la nacionalidad digital y cuál es el primer país en ofrecerla?

Tallinn_Estonia
El país donde nació Skype es el primero en ofrecer una “nacionalidad digital” a cualquier persona del mundo.

Estonia es la primera nación en ofrecer una “nacionalidad digital” a cualquier persona del mundo, método por el cual los beneficiarios podrán acceder a todo tipo de servicios online como bancos, educación y sanidad.

Aquellos que obtengan una identidad digital -denominados como e-Estonianos- gozarán de algunas de las ventajas de las personas que residen físicamente en Estonia. “Podrán tener y operar con cuentas bancarias, realizar trámites gubernamentales, de administración empresarial e incluso de sanidad”, aseguró Siim Sikkut, asesor de políticas TIC (Tecnologías de la Información y Comunicación) de la delegación del gobierno de Estonia.

De esta manera, los catalogados como e-Residents serán aquellas personas físicas que reciban la identidad digital, pero esto no implicará su residencia legal en aquel país ni el derecho a ingreso al mismo.

Si bien aún no hay demasiada información sobre cómo comenzará a implementarse, la emisión de estas tarjetas de identificación inteligentes empezaría a finales de este año y forma parte de un plan mayor del gobierno conocido como “Iniciativa e-Estonia”, que tiene como objetivo transformar al país báltico en una de las “e-Societies” más avanzadas del planeta.

El servicio estará dirigido principalmente a aquellas personas que ya poseen algún vínculo con la mencionada nación -de negocios, estudios o como turista-, pero la idea es que la iniciativa capte nuevos usuarios para los servicios digitales ofrecidos.

De acuerdo a lo expuesto por Sikkut, la identificación digital permitirá el acceso seguro a múltiples servicios en línea y hasta hará posible que una firma digital tenga “la misma validez que una de puño y letra” dentro de la Unión Europea.

Por otra parte, en un principio la tarjeta sólo será otorgada en las oficinas de Policía y Guardias de Frontera estonias, aunque los planes para finales de 2015 incluyen ampliar la capacidad de procesamiento hacia las embajadas de Estonia en todo el mundo.

Fuente DonWeb