Ni términos ni condiciones: Las 13 cosas que debes saber antes de lanzarte al venture capital

10294420724_0300cf921d_o
Los VC's buscan un gran retorno, y con eso todo un conjunto de suposiciones y obligaciones implícitas. Obligaciones que puedes no querer o no necesitar.

Para Bryan Stolle, general partner de Mohr Davidow Ventures, el capital de riesgo no es para todos. Los VC’s buscan un gran retorno, y con eso todo un conjunto de suposiciones y obligaciones implícitas. Obligaciones que puedes no querer o no necesitar.

“Si decides perseguir el dinero VC, hay una serie de obligaciones implícitas no indicadas en el pliego de condiciones. Obligaciones que son más importantes al final del día que cualquier término escrito. Estos se extienden tanto al emprendedor como a los inversores”.

Estas son las 13 cosas que debes saber antes de lanzarte al venture capital:

1. Respetar el dinero. Algo implícito cuando te dan el dinero es la expectativa de que vas a hacer lo que dijiste que ibas a hacer. Así que no esperes otro cheque si es que no cumples tus objetivos. Ser un emprendedor exitoso es encontrar la manera de construir un negocio con recursos limitados y capital.

2. Establecer y acordar objetivos claros. Debes tener un entendimiento claro con tus inversionistas sobre lo que se supone que vas a lograr con el dinero. Sostén una discusión clara, directa y sin ambigüedades al respecto. Si no tienes claridad en esto, no tomes el dinero. Esto es para tu protección y la de los inversores. Si tus inversores no han dejado en claro sus expectativas haz que te las digan. Dice Stolle que ha visto situaciones en las que los inversores, así como aprenden sobre el negocio, cambian de opinión acerca de lo que piensan que hay que hacer, y no siempre se lo comunican al emprendedor. El cambio de expectativas sucede, así que prueba la alineación con tus inversores a menudo.

3. Construir un negocio grande o morir en el intento. Tienes que estar comprometido con el logro de un gran resultado. Tú y los inversores de capital riesgo está juntos en esto. Si obtienes un gran resultado para ellos, obtienes un gran resultado para ti mismo. De eso es todo lo que se tratra el dinero de riesgo.

4. Comunicarse con los inversores claramente y con frecuencia. Sé brutalmente honesto con ellos y contigo mismo acerca de lo que está pasando en el negocio. Mientras más honesto seas los mejores inversionistas son capaces de ayudarte, especialmente cuando su ayuda puede marcar la diferencia. A veces los emprendedores esperan tiempo y cuando se atreven a decirles a los inversionistas puede ser demasiado tarde.

5. No hay compromiso para darte más dinero. A menos, por supuesto, que sea algo que esté en los “términos y condiciones”. Nunca se debe asumir que vas a obtener más dinero automáticamente. Debes asumir que tienes que actuar y demostrar que mereces más dinero.

6. Estar abierto al coaching y la retroalimentación. Stolle enfatiza y deja muy claro que esto no significa que harás todo lo que tus inversores te dicen que hagas. En última instancia, como CEO, eres el responsable por la toma de decisiones y el manejo del negocio. Lo que significa que debes al menos dar sugerencias a tus inversores justo antes de tomar tu decisión y tomar las acciones apropiadas.

7. Estar en la cima de tu negocio. Los inversionistas esperan que estés presente y sepas lo que está pasando en tu negocio. Saber dónde están las brechas en el equipo y el producto, y saber lo que tus clientes y el ecosistema están diciendo en realidad.

8. Sé sincero conmigo y voy a ser sincero contigo. En realidad, dice Stolle, “Yo siempre seré sincero contigo (ojalá pudiera decir lo mismo de todos los inversores), pero, al igual que en un matrimonio, no ser recto con tu pareja por lo general se traduce en cosas malas que suceden”.

9. Si no va a funcionar, díselo a tus inversores. Si alguna vez piensas que el plan de negocio o la tecnología no funciona o no va a funcionar, dilo. Entre ambos pueden encontrar las mejores soluciones. Los términos y condiciones alinean los objetivos y resultados económicos de ambos, de todos, y tú estás ahí, junto con los inversores. 

10. Descifrar el plan y construir el mejor equipo para ejecutarlo. Algunas veces esto significa cambiar tu propio rol. Si lo haces con gracia y cuando sea necesario es mejor para todos: tú, los accionistas, los empleados y los clientes. 

11. Comprender la importancia de la liquidez. Esto es parte del ecosistema necesario para los inversores de capital de riesgo y los emprendedores. En algún punto del capital (y tu sangre, sudor y lágrimas) necesitas crear valor tangible. Haz que sea una de tus prioridades desde el primer día, entienden lo que realmente significa y construye un plan para ello.

12. Construir VALOR, no ruido. Mira las lecciones de la última burbujaasí como a todos los que vinieron antes que ella. El ruido o bombo publicitario no hará sobrevivir la ejecución. Un poco de bombo y un montón de ejecución es la combinación ganadora.

13. Respetar y maximizar el tiempo y el valor de los miembros de la junta. Organiza reuniones de la junta para obtener el mejor provecho de ella. No te limites a informar. Reserva tiempo para discutir cuestiones estratégicas, cuestiones del equipo, y tu próxima ronda de la capital.

Accede al post completo (en inglés).

[Fuente imagen destacada]