Entre tuits, posts y respuestas: ¿Cómo sobrevivir a la generación de contenido?

creación contenidos
A través del contenido es como nuestro mensaje se vuelve útil y relevante para el usuario, y por el contenido es que llega el comprador, el consumidor.

Antes que nada tenemos que desmitificar ese concepto que dicta que contenido es el artículo, nota o entrevista periodística. Tal vez también los publirreportajes. A decir verdad, contenido es todo: un tuit, un post, el copy de una campaña, la respuesta que le damos en redes sociales a nuestros usuarios.

¿Por qué es tan importante?

Bueno, la comunicación básica está construida sobre contenido, sobre lo que queremos transmitir. Y lo mismo pasa en digital. No hay forma más certera de transmitir un mensaje más que con un buen contenido, uno bien escrito (no hay que obviar el punto), que esté impregnado del ADN del producto que representamos y que llegue como flecha al usuario.

Es importante porque a través del contenido es como nuestro mensaje se vuelve útil y relevante para el usuario, y porque de la mano de éste llega el comprador, el consumidor.

¿Cómo se hace?

Lo primero es entender qué estamos promoviendo en las redes sociales, qué queremos que nuestra comunidad (esa con la que conversamos todos los días) sepa de nosotros y por qué a nuestros usuarios les interesaría. Este es el punto relevante: Por qué a un usuario, a nosotros mismos como usuarios, nos importaría leer, ver, consumir el contenido que me ofrece cierta Fanpage.

Lo segundo es volverse parte de la comunidad activa de diversos sitios y consumir lo que afuera están haciendo. Explotar la creatividad en este punto tiene que ver con saber qué se está haciendo y qué falta por hacer. En lo que falta aparecemos con fuerza, creyendo en la oferta y su poder editorial.

Tercer paso: No escribir nada que no sea de utilidad. El servicio al usuario se ha vuelto el eje de su navegación por la Web, y tan importante es qué estamos ofreciendo, que los últimos algoritmos de Google, por ejemplo, posicionan a los sitios con mejor servicio al usuario. Servicio al cliente, pues.

También hay que agregar en la lista el recordatorio permanente de que no hay respuesta que demos que no deba estar contextualizada y editorializada. Llevar contenido al usuario es un 24×7.

¡Escribir!

Generar contenido se empieza escribiendo, creando pequeñas piezas multimedia con texto que enganche, con preguntas que abran la conversación, con una imagen que impacte y, si tiene cabida, un video que impulse la viralización.

Mi recomendación es llevar un archivo de lo que estamos generando, dividirlo con un calendario editorial que destaque las fechas en las que sí o sí debemos estar colgados. ¿Se imaginan una marca dirigida a la mujer sin un plan de acción para el Día de las Madres?

Y no olvidar la mayor lección: la mayor parte del contenido lo genera el usuario, solo hay que prestar atención a lo que está diciendo y a lo que quiere saber.

Acerca del autor

Maria Fernanda Martinez

Columnista invitada. Mexicana de corazón, digitalera por convicción. Afincada en Ciudad de México (la ciudad caóticamente más hermosa), es editora líder de CIO América Latina y fundadora de Bugambilia Digital. Sabe de SEO, posicionamiento, content marketing, social media... ¡y cocinar! En Twitter: @FerEstrellas