La gran pregunta: ¿Son las aceleradoras la solución para las startups?

acelerar

Si perteneces al ecosistema emprendedor, con seguridad te preguntarás si las aceleradoras cumplen realmente con los propósitos de los emprendedores. Latinoamérica ha visto proliferar en los últimos años aceleradoras e incubadoras que sin dudas han ayudado a dinamizar la industria.

Sin embargo, la pregunta de muchos fundadores seguramente tiene que ver con saber si efectivamente vale la pena (teniendo el capital inicial en muchos casos, mentoreo, networking, coaching, espacio laboral) entregar a cambio el valioso equity.

Una de las opciones parecería ser evaluar la tasa de efectividad de las aceleradoras, analizar números y estimar pronósticos, pero la realidad es que éste tipo de estudios escasean.

Así las cosas, Second Century Ventures dio a conocer los resultados de una pertinente investigación que consignó la publicación Venturebeat sobre la realidad de las startups que han sido aceleradas: ¿Realmente las aceleradoras las ayudan a crecer? Fue la pregunta disparadora.

El ABC de las aceleradoras

Tradicionalmente –según explica el análisis- las aceleradoras piden en retorno de sus servicios -a lo largo de un promedio de unos tres meses- un equity pequeño, de entre 6 y 9% y otorgan en promedio entre USD 15 mil y 20 mil en capital inicial.

En éste contexto, ¿cómo se mide el éxito? Nuevamente, la tradición indica que el éxito está determinado por el volumen de capital que las compañías obtienen cuando se gradúan, eventualmente coronándose con un exit. El análisis se propone evaluar si efectivamente esta es la métrica que las aceleradoras toman en cuenta y qué tan amigables son entonces para los emprendedores.

La complejidad para éste tipo de análisis es palpable: el exit value en muchos casos no se puede medir dada la cantidad de aceleradoras surgidas recientemente y que aún no registran exits. La data compilada entonces corresponde a Crunchbase, Seed-DB, Venture Source e información de prensa y pública de las compañías.

¿A partir de cuando se pueden medir los resultados de una aceleradora? 

Teniendo en cuenta la complejidad en la búsqueda de los datos, el análisis se abocó al  abordaje de 5 de las principales aceleradoras en la actualidad (Y Combinator, TechStars Boulder, TechStars Chicago, TechStart Seattle y Dreamit). El objetivo era identificar en qué momento empiezan a existir datos/cifras/ sustanciales de exit de las compañías.

Conclusión: las aceleradoras necesitan al menos cuatro años para que una camada de startups graduada pueda arrojar calidad de resultados aptos para evaluar su eficiencia.

a

¿Qué resultados miden la eficiencia de una aceleradora? 

Basados en el indicador anterior, se observó información adicional de nueve aceleradoras con camadas aceleradas antes de 2009 (YC, TS Boulder, iVentures 10, AlphaLab, DreamIt, LaunchBox, Betaspring, TS Boston, Capital Factory, y Momentum). En total, la información analizada arrojó 266 graduados con los siguientes resultados:

Realized gains/losses:

-21% de exits y 25% de fracasos (startups que quedaron fuera del sistema)

-USD 162 millones invertidos, 831 millones en exits con un 5.1x de retorno múltiple

Unrealized gains/losses:

-11% de exits estimados vs 43% de fracasos estimados

-USD 1.1 mil millones invertidos, 13.4 mil millones en valor estimado con 12.5X de retorno múltiple estimado.

Conclusión: Basados en cruce de datos, historiales de las compañías, información de prensa e información pública se encontró que las compañías de camadas graduadas por estas aceleradoras antes de diciembre de 2009 retornaron 11.3x el capital invertido, un número sin dudas impactante para la industria.

La gran pregunta: ¿importan o no las aceleradoras? 

Teniendo en cuenta que estos números –muy auspiciosos para la industria- corresponden a las grandes jugadoras entre las aceleradoras, el análisis indica que un abordaje promedio de aceleradoras con menor “glamour” acerca el retorno a 1.2x.

Lo cierto es que no sólo hay que ser realistas en términos de cuántas startups pueden acceder a estos programas “de elite” sino que por otro lado no todas analizan estos indicadores como los más importantes a la hora de entrar en un programa de aceleración.

Entre el panorama de aceleradoras hay un variado espectro: algunas ponen foco en la búsqueda de inversión, otras brindan acceso a potenciales clientes de manera rápida y efectiva, otras priorizan la intervención directa del equipo a cargo de guiar a las startups, un factor fundamental para muchas compañías, VC, y ángeles a la hora de evaluar una compañía.

La indicado sería que de evaluar la entrada a una aceleradora, no sólo se puede acceder al historial de exits e inversiones de los graduados sino también poder conversar con ellos y tener de primera mano impresiones del tipo de trabajo conjunto y el grado de intervención de los managers en el camino del emprendedor.

Acerca del autor

Clarisa Herrera

Clarisa Herrera Lafaille
Licenciada en Comunicación Social. Periodista especializada en marketing, tecnología y analista de medios. Docente de Periodismo y Comunicación. Investigadora de tendencias, hábitos y comportamientos sociales aplicados a negocios. Bailo Jazz. En Twitter: @theguapa