Buenos Aires apuesta a la internacionalización de su Distrito Tecnológico

distrito_tecnologico

Durante los últimos años, distintas ciudades a nivel global han visto surgir proyectos urbanos que concentran empresas dedicadas a producir valor agregado en términos de tecnologías de la información y la comunicación.

Son proyectos con participación privada, estatal, comunal y de la sociedad civil que apuntan a la formación de nodos de innovación, que potencian el desarrollo cultural, social, económico y cultural de las ciudades en búsqueda de un sentimiento de pertenencia y comunidad entre quienes los integran.

Es en este contexto que en 2008 se presentó a la Magistratura de la Ciudad de Buenos Aires el Proyecto de Ley de Promoción de las Empresas de Tecnologías de la Información y las Comunicaciones en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires con el objetivo de posicionar a la ciudad como un centro de excelencia para la producción de software y el desarrollo de tecnologías informáticas y de las comunicaciones.

La ley dio inicio al proyecto del Distrito Tecnológico que se delimitaría en las inmediaciones del barrio Parque Patricios del sur de la ciudad de Buenos Aires, ocupando 400.000 metros cuadrados cubiertos en 50 hectáreas.

El objetivo principal del Distrito Tecnológico según reza la ley es: “posicionar a la Ciudad de Buenos Aires como la capital latinoamericana de la tecnología. Y a su vez, crear un espacio donde conviva la identidad del barrio con las empresas TIC, donde se trabaje, se estudie y se viva”

Hoy, seis años después de iniciado el proyecto, el Distrito cuenta con 172 empresas, lo que incluye unos 10.500 recursos humanos comprometidos, con lo que el ecosistema no sólo se fortalece a nivel de las compañías –uno de lo objetivos- sino también a favor del crecimiento de esa zona de la ciudad en lo urbanístico, social y económico. Damián Specter, es el Director General de Promoción de Inversiones del Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires y conversó con PulsoSocial sobre la evaluación del distrito y el impulso de internacionalizar las compañías que allí están establecidas.

Clarisa Herrera ¿Cuáles son los beneficios para las empresas que se instalen en el Distrito? 

Damián Specter
Damián Specter

Damián Specter Recordemos que lo que la ley permite que si tienes el compromiso geográfico –esto se ve plasmado a través de un contrato de compra venta o de alquiler, es decir que te mudas al barrio para realizar la actividad tecnológica- el gobierno de la Ciudad te hace una evaluación para ver si tu actividad te permite gozar de los beneficios que estipula la ley.La ley dice que tienes 24 meses para hacer una obra. Mientras la obra avanza, te brinda una exención provisoria impositiva y una vez que te mudas, es definitiva. De las 172 empresas, 112/115 están en pleno funcionamiento, las otras están en pleno desarrollo del inmueble. 

CH ¿Hay una estrategia detrás de la gestación de éste polo tecnológico? 

DE Hay una idea de desarrollo económico, urbano y social que tienen que ver con la zona sur de la ciudad de Buenos Aires, que es la zona que ha quedado más olvidada en el tiempo. Queremos llevar empresas que tengan tres características: que no provoquen impacto ambiental negativo, que tengan productos y servicios de alto valor agregado y que sean empresas que nacen internacionalizables, que tengan al mundo como mercado, no solamente a Buenos Aires. Una cuarta tiene que ver con que estas industrias son generadoras de primeros empleos, el objetivo de llevarlas a la zona sur es crear un ecosistema.

CH ¿Un ecosistema vinculado a qué áreas o ejes? 

DE Los colegios en estos barrios tienen una temática orientada a estas industrias, la idea es que la persona que nace, estudie en esos colegios y salga capacitado para trabajar en empresas que están también su barrio, es un círculo virtuoso. En otro sentido hay un plan de seguridad, con zonas con mayor cantidad de cámaras de seguridad, control de entrada y salida de vehículos, senderos seguros, trabajo común entre policía y entidades barriales y empresas para crear y reforzar la comunidad.

CH ¿Los beneficios están disponibles para otras empresas de la región o del mundo? 

DE Para todas las empresas del mundo que quieran radicarse acá. De hecho, esta idea de que las empresas nazcan internacionalizables tiene que ver con que por ejemplo si una empresa está en Singapur, en Finlandia o Canadá pueda tener un hub en Buenos Aires porque el ecosistema –en lo fiscal como en los recursos humanos y la confluencia de diversidad- te hace cosmopolita. Tenemos 30 universidades. Si comparamos, San Pablo tiene 19, Madrid, 13. Esto le da a Buenos Aires un poder competitivo en todo lo que tenga que ver con las industrias del conocimiento que nos posiciona de manera interesante. El principal insumo de las empresas de tecnología es el conocimiento a través del capital humano. La empresa indú Tata se radicó con su sede para Latam en Buenos Aires. Hemos tenido empresas de Francia, UK, US, España y del interior de nuestro país.

CH ¿Se impulsa a estas empresas a expandirse globalmente? 

DE Tenemos estrategia para atraer empresas de todos lados del mundo. Cuando están instaladas, las ayudamos a crear mercados en el exterior. El año pasado hicimos la misión habitual a Silicon Valley y también a Perú y Colombia que fue muy exitosa. La mayoría de las empresas que viajaron cerraron acuerdos comerciales. Este año tenemos pensado hacer Chile y volver a Perú, Colombia y Silicon Valley para internacionalizar el distrito. Creamos un consorcio de empresas que funciona bien y genera actividades desde responsabilidad social empresaria a bolsas de trabajo, contratación de servicios o proveedores

 

 

Acerca del autor

Clarisa Herrera

Clarisa Herrera Lafaille
Licenciada en Comunicación Social. Periodista especializada en marketing, tecnología y analista de medios. Docente de Periodismo y Comunicación. Investigadora de tendencias, hábitos y comportamientos sociales aplicados a negocios. Bailo Jazz. En Twitter: @theguapa