Te Lo Vendo: la comodidad para vender productos que ya no usas es la regla

Te Lo Vendo
La idea de esta plataforma que opera en Argentina surge de una situación que tal vez a muchos nos ha pasado: querer deshacernos de cosas que ya no usamos sin saber cómo ni tener tiempo para dedicarle.

La idea de Te Lo Vendo surge de una situación que tal vez a muchos nos ha pasado: querer deshacernos de cosas que ya no usamos sin saber cómo ni tener tiempo para dedicarle.

Te Lo Vendo es un sistema de venta online que permite vender artículos que ya no se usan y en el que los usuarios no tienen que encargarse prácticamente de ninguna tarea. Precisamente ahí es donde está el valor agregado de esta plataforma que opera hace ya casi dos años en Argentina con recursos propios.

En otras plataformas el usuario debe sacar fotos, publicar el producto, establecer el precio, contestar preguntas, contactar al comprador, coordinar la entrega, enviar el producto, cobrar el producto y pagar comisiones de venta, entre otra serie de cosas que terminan haciendo compleja la experiencia del usuario. Lo que ofrece esta plataforma es la posibilidad de ahorrarle al cliente todo ese proceso. Damian Machabanski, fundador de Te Lo Vendo, sobre la ventaja competitiva que presenta la plataforma frente a otras como MercadoLibre:

“Nosotros no somos competencia de mercadolibre. Lo que hacemos es justamente ahorrarte todo el proceso de venta que uno tiene que hacer en sitios tales como Mercadolibre, Alamaula, Olx y demás. Somos un servicio para que el usuario que no tiene tiempo, no sabe o simplemente no quiere ponerse a vender online, se ahorre todo el proceso de venta online”.

¿Cómo funciona?

El proceso de venta que propone la plataforma es muy sencillo. El usuario sube el producto que quiere vender y si alguna propuesta de compra lo satisface, acepta la propuesta y se concreta la operación. ¿Qué viene después? Damian lo explica así: “El usuario acepta la oferta y coordinamos por e-mail un día y un horario para que traiga su producto y una nota firmada a nuestro depósito. Ese día viene, controlamos y probamos el producto y en caso de que este todo bien abonamos el producto”. 

Una de las cosas que más me llamó la atención de las “acciones” que la plataforma pretende ahorrarle al usuario es la de establecer el precio. ¿Cómo lo hace?: “Creemos que todo producto tiene un valor de mercado. Lo que hacemos es investigar productos idénticos, similares, nuevos, usados y de iguales características y con base en eso establecemos el precio que podemos abonarle al vendedor”. 

Y en este punto vale tener en cuenta que Te Lo Vendo solo acepta productos que valgan mínimo $800 pesos argentinos -unos US$136- por una cuestión básica de rentabilidad del negocio. “En su momento tomábamos productos de todo tipo y valor hasta que en un momento decidimos poner esta política porque muchas veces aceptábamos productos que no nos eran rentables o que no se podían vender. Teníamos que hacer demasiado movimiento para un margen de ganancia muy escaso”, explica Damian.

Pero, ¿cómo lidiar con la situación en la que un usuario tasa su producto de una forma diferente a la plataforma? “Lo que hacemos es contestarle que lamentablemente su producto tiene un valor de reventa online menor a lo que él puede ver”. Y agrega que “nosotros nos basamos en sitios online, en nuestra experiencia de compra y en artículos similares y nuevos para tazar el producto y en caso de que el vendedor crea que vale más de lo que nosotros decimos, dejamos que utilice cualquier otra herramienta de venta online”.

Te Lo Vendo cuenta actualmente con más de 27.500 likes en Facebook y una cantidad de visitas diarias al sitio de más de 200. De estas visitas un 15% aproximadamente envía algún producto y de esos un 30% termina accediendo y aceptando la oferta.

Mira el video de cómo funciona Te Lo Vendo: