Con Brasil a la cabeza, las principales entidades de Internet también se rebelan contra Estados Unidos

dilma

La semana pasada en Uruguay, los directores de las principales organizaciones vinculadas a Internet ICANN, Internet Engineering Task Force, Internet Architecture Board, World Wide Web Consortium e Internet Society, dieron formalmente la espalda al gobierno de los Estados Unidos, luego de tres décadas de que ese país casi dominara con exclusividad la gobernanaza sobre Internet.

Una declaración firmada por el grupo llamó a “acelerar las funciones de la ICANN y la IANA hacia un ambiente donde todos los participantes del ecosistema participen de manera equitativa”

Los puntos álgidos de la declaración conjunta puntualizan con preocupación la revisión que ejerce el US Commerce Department a través de la IANA. De manera secundaria, apunta también al abordaje unilateral que realizan los Estados Unidos a través de Affirmation of Commitments, el pacto entre US y la ICANN que prevé revisiones periódicas de sus actividades por parte del gobierno de ese país.

Un día después de la declaración de Montevideo, el Presidente y CEO de la ICANN, Fadi Chehadi se encontró con la Presidente del Brasil, Dilma Rousseff. Durante el encuentro, Chehade instó a la líder brasilera a “elevar su perfil” en la cuestión de la gobernanza de Internet, para que el resto de los países de Latinoamérica y entidades vinculadas a la Red puedan alinearse tras ella en pos de una administración de Internet más democrática.

Brasil, la chispa disparadora 

Chehadi acudió a Rousseff de manera estratégica, busca aliarse con una líder regional clave para Latinoamérica que en los últimos tiempos ha sido intensamente crítica de la política de vigilancia de datos que lleva a cabo los Estados Unidos y el programa de la NSA más específicamente.

Tras la polémica que se generó entre US y la Presidente latinoamericana luego de las revelaciones de Snowden acerca de la NSA espiando la Red para sus labores de espionaje la primera mandataria del Brasil ordenó días atrás una serie de medidas que apuntan a fortalecer la independencia online de Brasil y su seguridad. Las revelaciones de espionaje denunciaban que la NSA interceptaba sus comunicaciones, había hacheado la red de la compañía brasilera Petrobras y espiaba los ciudadanos brasileros que colocaban sus daos personales en sitios de compañías de origen US como Facebook y Google.

Lo que quiere Brasil no es que dejen de utilizar sitios que tengan sus servidores en US sino que quieren que la información esté almacenada localmente, para que la nación pueda tener control sobre ellos y evitar el espionaje. También pretende instar a otros países latinoamericanos a crear una red libre del espionaje de US.

Teniendo en cuenta lo que representa el mercado brasilero para Google, Facebook, Twitter o Youtube (sólo por mencionar algunos) es impensable pensar en los costos operativos que esto puede acarrear para las compañías y para la industria en general.

A raíz de esto, un comunicado oficial del gobierno de Brasil dejó saber que Rousseff tiene intenciones de llevar a cabo un evento para repensar la gobernanza en Internet en Abril de 2014 en Rio de Janeiro.

“Le hemos estado pidiendo al USG que termine con su role privilegiado y complete la privatización de la administración de los DNS por casi 10 años. Propusimos que el sustituto para el Commerce Department tuviera  acuerdo internacional que describiera reglas claras acerca de lo que el ICANN puede o no hacer, un acuerdo que proteja expresamente la libertad de expresión y otros derechos de los individuos relacionados con los principios liberales de la gobernanza de Internet. Hemos escuchado argumentos de toda clase de por qué esto no ha pasado, una combinación de arrogancia y política doméstica preventiva de parte de los Estados Unidos” señalan en el blog de IGP (Internet Governance Project) respecto de la última declaración que elaboraron en conjunto las entidades de Internet en Montevideo.

La declaración conjunta de las organizaciones llega luego de que las principales empresas tecnológicas también alzaran su voz contra la política de revisión de datos de los Estados Unidos, queriendo en su caso hacer públicos los casos en los que deben brindar información de los usuarios.

Crédito imagen destacada: elcomercio.pe

Acerca del autor

Clarisa Herrera

Clarisa Herrera Lafaille
Licenciada en Comunicación Social. Periodista especializada en marketing, tecnología y analista de medios. Docente de Periodismo y Comunicación. Investigadora de tendencias, hábitos y comportamientos sociales aplicados a negocios. Bailo Jazz. En Twitter: @theguapa