Ventajas, desventajas y datos del Responsive Web Design

responsive-web-design
Una mejor experiencia de los compradores móviles va a ser más importante que nunca en los próximos años.

El Responsive Web Design o Diseño Adaptado al Medio es la respuesta al hecho de que hay una cantidad cada vez mayor de plataformas y tamaños de pantalla para acceder a un mismo sitio web y surge la necesidad de adaptar el diseño a esas diferencias.

Las personas acuden cada vez más a sus smartphones y tablets para acceder a Internet y junto con los PC’s y portátiles se conforma una amalgama de dispositivos en los que se hace necesario que el contenido se presente de forma óptima.

Así, esa capacidad de una web para adaptarse a cualquier dispositivo presenta una serie de ventajas y desventajas que deben ser analizadas tanto si se trata de una página web para una startup, una empresa, una marca, etc.

Monetate, analista de comercio electrónico, realizó una infografía donde nos aproxima al concepto de responsive design con algunas cifras relacionadas y los pros y contras de esta tendencia.

Por ejemplo, el 21% del tráfico web a los principales sitios de e-commerce proviene de tablets y smartphones; mientras que 67% de los compradores son más propensos a comprar en un sitio móvil amigable. Respecto al promedio de resoluciones de pantalla únicas, mientras que en 2010 era de 97, este año ha aumentado a 232.

Los datos también ponen de manifiesto que una mejor experiencia de los compradores móviles va a ser más importante que nunca en los próximos años: mientras que en 2013 un 52% de los compradores norteamericanos usan una tablet o un smartphone para hacer al menos una compra online en 2017 esa cifra será de 77%.

Dentro de los beneficios que recopila Monetate está que el responsive design brinda una experiencia de usuario consistente y optimizada a través de cualquier dispositivo; reduce la necesidad de desarrollos internos independientes; y crea un código único basado en el sitio web además de que reduce los riesgos de mantenimiento y los ciclos de actualización y lanzamiento.

Por su parte, las dificultades pueden estar relacionadas con las descargas lentas ya que el sitio debe cargar todas las imágenes para los distintos dispositivos; los posibles aumentos en el tiempo y costos del desarrollo de la plataforma; la disponibilidad de contenidos para las diferentes plataformas y sistemas operativos y algo que hay que tener muy en cuenta: los clientes no necesariamente quieren tener la misma experiencia en todos los dispositivos. 

¿Cuál es mi producto o servicio? ¿Cuál es mi target? ¿Cuál es la experiencia que quiero ofrecerle a mi usuario? ¿Dónde y cómo estoy ofreciendo mi producto o servicio? Las respuestas a estas preguntas sin duda darán una aproximación al valor que debe tener el responsive design en tu estrategia de negocio.

Una opción para comenzar pueden ser las cinco recomendaciones para lograr un sitio adaptable al medio que Damián De Luca, Desarrollador de aplicaciones Web y soluciones basadas en HTML5 para diferentes dispositivos, analiza en este post: Responsive Web Design: si tu web no se adapta al usuario, tiene los días contados

[Fuente imagen destacada]