Platicar con la gente aumenta tus habilidades de presentación

766910038_0ec96c9411_z

Tengo vecinos que pareciera que están esperando a los demás que salgamos a cualquier cosa para ser abordados al menos cinco minutos para platicar de cualquier cosa, comentan desde los eventos generales de la ciudad o del país hasta de anécdotas propias o familiares. En las fiestas, es inevitable no socializar y platicar con gente de los mismos temas que comentan mis vecinos cuando nos vemos, en algunos casos como ayer en la reunión hasta de pude validar un artículo que escribí para otro medio con respecto a los problemas que hay en el Multitasking y los problemas del switch tasking, muy interesantes las reacciones. Platicar con gente antes de realizar algunas tareas y especialmente sin la intervención de un dispositivo electrónico, es muy bueno, también parece que es muy saludable porque trae beneficios sociales y cognitivos muy interesantes, así como practicar tu pitch de negocios, presentaciones o negociar con un cliente.

 

Al Ansari & Craig Story
Al Ansari & Craig Story
Some rights reserved by FoodBev Photos
http://www.flickr.com/photos/foodbev/

Cuando tengo el tiempo y se presenta la oportunidad, procuro platicar con alguien antes de generar las presentaciones del trabajo o los artículos que publico en diversos medios. Cuando se trata de algo muy específico, entonces procuro que sea colega o alguien de mi empresa porque sé que eventualmente llegaremos al punto de hablar sobre el tema que necesito desarrollar y entonces por al menos tres minutos trato de exponer la idea que tengo dentro de la conversación que tengamos y aclarar el desarrollo de la forma en el que lo estoy pensando, si puedo mantener su atención en mi tema, entonces entiendo que tengo mejores posibilidades de atraer la atención de mi auditorio cuando voy a hacer presentaciones a clientes o conferencias.

Sobre los beneficios de hablar con otras personas, aunque no sea específicamente sobre los temas especializados que queremos tratar, es que nos ayuda “al vuelo” exponer la idea y formar el desarrollo del tema, a ejercitarnos mentalmente, a mejorar las habilidades cognitivas -porque necesitamos hacer sentido- y trabajar los procesos de almacenamiento en la memoria de manera positiva, los beneficios sociales también se hacen presente en una mejor a de las relaciones interpersonales, facilidad de palabra y la pérdida del miedo a hablar y relacionarse con más gente.  Hablar con alguien es siempre un ejercicio que vale la pena realizar las veces que sea posible, es un repaso de las ideas que tratamos de plasmar en algún tipo de medio y el resultado final es un mapa “oral” del plan que hay que seguir o de la estructura que necesitamos para plasmar el trabajo.

Estas conversaciones no tienen que ser sobre algo en específico, puede ser algo muy general, tampoco una duración determinada, pero con diez minutos que lo puedas realizar está bien, lo importante es que a mayor interacción social, tendrás una mayor función cognitiva que va a permitirte hacer de mejor forma mapas mentales, presentaciones o resolver algunos tipos de problemas espaciales simples. Este es un gran pretexto para socializar, el no hacerlo si trae en mi opinión, tiene efectos muy negativos en las habilidades intelectuales y especialmente en el bienestar emocional.