[informe Chile] E-commerce y consumidores: el mercado crece pero faltan datos

ecommerce (1024x1024)

El Servicio Nacional del Consumidor de Chile ( SERNAC)  ha publicado su informe de monitoreo  con corte de Junio 2012,  en el cual analiza a los 33 sitios ( 11 de retail, 13 de clubes de descuento y 9 de tecnología) más importantes que operan en el país.  En el documento se analizan 4 variables:  Identidad del proveedor, Información sobre la transacción, Políticas de Privacidad y Seguridad del Sitio.

Tras la evaluación, en la categoría de retail, el ranking tiene el siguiente orden:

Retail:

1°  lugar  :Corona  -­  La  Polar

2°  lugar  :Falabella

3°  lugar : Paris

4°  lugar: Fashion’s Park

 5°  lugar  Ripley

Clubes y Descuento 

1°  lugar  Cuponium  

2°  lugar  Club  PointBuscalibreSave  My   Day – ­  CuponaticGroupon  

3°  lugar  Boomtang

4°  lugar  ClubVenta –   ClickCupón   -­   LetsBonus  -­  Pez Urbano

5°  lugar  Ganeselo

6°  lugar  DivinoDescuento

En este segmento es importante destacar los lugares obtenidos por ClubPoint y Gáneselo, startups latinoamericanas que en muy poco tiempo han logrado obtener parámetros similares a empresas con mayor tiempo en el mercado.

Recordemos Clubpoint ha logrado un sólido modelo de negocios, llegando a ser elegido como un caso de estudio del MBA de la Universidad de Stanford. En el informe, la startup tiene una calificación positiva en lo relacionado a  información de las transacciones, que se realizan en su sitio.

En tanto que Gáneselo es una plataforma de divercompras donde los visitantes pueden adquirir productos a través de un sistema de subastas rápidas en donde deben pagar para participar ( a través de la compra de BIDS), y de esa forma acceder a productos con altos porcentajes de descuento.

De acuerdo a la Cámara   de   Comercio   de   Santiago   (CCS)   más  de  2  millones  de  chilenos  compran  por  internet,  lo cual genera alrededor de USD 400  millones   en   ventas   al   año.   Actualmente en nivel de penetración de internet en Chile es del   52%   de   la   población, de dicho universo el    35%   correspondería   a   compradores   en   línea,   mientras  que  un  60%  a  usuarios  que simplemente consumen información antes de una compra presencial.

El punto flaco

Si uno tiene la necesidad de contactar físicamente al representante de una de estas empresas, va a tener que invertir mucho tiempo para descubrir fuera de sus plataformas web, en dónde se encuentra la sede y quién es el representante legal. En el monitoreo se informa que ninguna de las empresas del segmento especifica dichos datos. 

Como bien lo indica el resumen ejecutivo del estudio, el problema  fundamental a resolver es  el  factor  confianza.  “Existe   un  potencial  de  compradores  en  línea  que  se  abstienen  de  participar,  precisamente  por   la   desconfianza,   particularmente   de   ser   sujeto   de   fraude,   de   mal   uso   de   datos   o   simplemente   de   que   el   producto   adquirido   no   satisfaga   sus   expectativas,   a   diferencia   de  los  mayores  niveles  de  certeza  que  implicarían  las  transacciones  presenciales.”

Casi que de memoria suele repetirse que las compras on line van de la mano del nivel de penetración de internet en un mercado, y que estamos en el boom de  un “nuevo hábito” de consumo. Esta es una declaración a medias,  pues en este crecimiento y sobre todo consolidación de mercados, la transparencia es fundamental para la gestión del riesgo de la operación tecnológica.