AlaMaula en Colombia, ese negocio dormido de pensar en verde

alamaula

¿Sabían que en el centro  Océano Pacífico  ha emergido una nueva isla…de  basura ?  Isla colosal, que ya es casi un continente conformado por desechos tirados por los humanos? Luce más o menos de esta forma:

El pasado viernes asistí a la rueda de prensa del lanzamiento de AlaMaula en Colombia. Conocer este sitio de clasificados online me vino como anillo al dedo en el momento justo que mi mamá se cambiará de casa y en el que me convenzo que algo tenemos todos del Síndrome de Diógenes, ya que todo lo que sobra, inconscientemente lo asumimos como basura.

Giro de tuerca, cambio cultural,  se impone la pregunta… ¿qué hacer con todo lo que sobra? ¿con todo lo que se ha acumulado por años y ella ya no quiere tener pero tampoco tiene por qué ir a la caneca? Después de conocer AlaMaula hemos decidido hacer una venta de garaje desde allí.

Este emprendimiento argentino, adquirido el año pasado por eBay Classified Group para ser su puerta de entrada a Latinoamérica y Portugal , es la plataforma de avisos clasificados de Internet que acaba de llegar al país. ¿Qué hay de nuevo con este sitio?

De acuerdo con Diego Noriega, uno de sus carismáticos fundadores, AlaMaula a más de ser un sitio de clasificados online gratuitos, quiere promover la cultura del intercambio de objetos usados -tan común en el viejo mundo- y apuesta por la ecología a todo nivel: reciclar, comprar cosas usadas o viejas, reutilizar, encontrar alguna utilidad a lo que ya no queremos tener, comerciar con estos objetos a través de la Red y generar valor a partir de allí. En AlaMaula es posible encontrar objetos tan curiosos como pestañas para las luces de un carro o un ancla vieja.

Foto tomada del FanPage de Alamaula

Otro de los objetivos de AlaMaula es potencializar el comercio local, lograr conectar a la gente dentro de un mismo espacio geográfico, ya que tras dos años de funcionamiento se han dado cuenta de que  el 98% de todas las ventas que se  hacen tienen lugar con gente del mismo país, al punto en que han pensado en suprimir la posibilidad de comerciar por fuera de los límites territoriales.

Entonces AlaMaula es una apuesta por lo ecológico y lo local, por recuperar el concepto de comunidad, intercambio y bienestar para todos.

En la presentación que nos hizo Diego el viernes expuso algunas de las particularidades por las que AlaMaula llega a Colombia, entre ellas el buen crecimiento en la penetración de Internet y la gran cantidad de gente que interactúa a través de redes sociales: el país tienen una de las tasas más altas del mundo en usuarios activos de Facebook y de búsquedas a través de Google.  Además en el país hasta ahora hay registrados más de 200 mil productos y se incorporan unos 100 mil cada mes:  el 85% del total son objetos usados, pues al parecer los colombianos preferimos revender nuestros objetos usados antes que tirarlos a la caneca:

¡A la maula ! que es una expresión usada en el Cono Sur para denotar sorpresa (mis búsquedas en Internet sugieren además que maula significa retal, saldo o resto de mercancías) quiere precisamente hacer esto con sus usuarios: sorprenderlos. Por esta razón día a día mejoran el sitio y recientemente han lanzado su centro de protección al usuario y estrictas políticas sobre la clase de cosas con las que NO es posible comerciar desde allí.

Para lo que resta del 2012 se han propuesto las siguientes metas y esperan crecer en Colombia un 200%:

Al cierre de su presentación Diego habló un poco acerca de la forma en qué empezaron a trabajar en AlaMaula hace un par de años: con la idea de hacer posible lo imposible, mantener siempre la pasión por el trabajo, buscar socios consolidados como eBay y sobre todo: mantener siempre la humildad.

Los invito a conocer esta plataforma y a seguir su perfil de twitter @alamaula así como su FanPage  en el cual encontrarán los objetos más curiosos en venta y desde el cual se promueve el concurso de la bici sustentable.

Acerca del autor

Aleyda Rodriguez

De profesión filósofa. Editora y redactora de contenidos para la Red. Ha trabajado para diversas marcas del entorno tecnológico, publicitario y de PR que operan en Colombia. Aprendiendo a usar sus gadgets para producir y reproducir conocimiento en Internet.