“Mi mejor error”: el fracaso como parte del camino emprendedor

error

“Mi mejor error. Templando el espíritu emprendedor” es un formato argentino creado por emprendedores, específicamente para que las comunidades puedan compartir sus experiencias, obstáculos y aprendizajes para “aprender a fallar cada vez mejor”

En una charla de varios amigos (Federico LoisSeba Fernández Quesada,Johannes Uske, Javier Cerra y Mariano Goren) en el marco de un Palermo Valley Night  ( que hoy inicia sus actividades) surgió un común denominador entre todos: “Estábamos conversando sobre las cosas que faltaban al sistema educativo y surgió la idea de facilitar un espacio donde se ponga en valor el concepto de errar como parte necesaria del aprendizaje, para comprender que las personas aprendemos desde la vulnerabilidad, desde los golpes, de levantarnos de las caídas” señala Goren, de Negocios Digitales Código Común.

La base de la idea es apreciar el fracaso como parte absolutamente necesaria del crecimiento y de la mejora continua en la vida de los emprendedores, “al final, resiste en el tiempo el que mejor capacidad de reponerse tiene” indica.

Durante el primer evento, Guy Nevo (Guía Oleo) habló de su “MBA de 25 millones de dólares” (siendo esa la suma en la que terminó cerrando la diferencia entre lo proyectado y lo ganado con su primer negocio importante) mientras que Santiago Pinto (Smowtion) habló sobre las similitudes de emprender un negocio y casarse.

Para la segunda edición, Alec Oxenford contó de la experiencia timoneando DeRemate en pleno default argentino y explosión de la burbuja .com de 2001 mientras que Damián Voltes compartió sus reflexiones sobre el foco y cómo es superar el miedo de jugarse por las cosas que queremos en pos de no fallar.

Entre lo que más se elogia es lo relacionado al ejemplo que dieron estos emprendedores reconocidos. “Tal parece que eso facilita mucho el camino para que ellos tomen el primer paso y comiencen con este trabajo dentro de ellos. Mostrar las vulnerabilidades es algo complejo de hacer para muchas personas, pero resulta fundamental a la hora de crecer”  indica  Mariano Goren uno de los organizadores del evento.

El error constituye un problema a ser abordado por el equipo emprendedor. Se trata además de un objeto en sí mismo que para ser resuelto y convertido en una herramienta de crecimiento, precisa de ser determinado en su dimensión, área de influencia, para entonces poder desarrollar la capacidad de respuesta ( proactividad)  que puede tener el equipo.

A veces cuando hablamos de emprendedores olvidamos que se trata de un equipo que soporta la iniciativa original. Y allí suele concentrarse el primer error  y más común a la hora de armar una empresa.  Si todo queda a merced de la figura del emprendedor, la empresa deberá enfrentar dificultades en la gestión.

En un artículo anterior, resumimos 18 consejos debes saber antes de comenzar tu empresa. Muchos de ellos hijos de un error, capitalizados en historias de equipo, en historias de éxito.

Acerca del autor

Clarisa Herrera

Clarisa Herrera Lafaille
Licenciada en Comunicación Social. Periodista especializada en marketing, tecnología y analista de medios. Docente de Periodismo y Comunicación. Investigadora de tendencias, hábitos y comportamientos sociales aplicados a negocios. Bailo Jazz. En Twitter: @theguapa

  • Andreas Thoma

    Algo muy importante que menciona el artículo es convertir el error en “una herramienta de crecimiento”. Yo se que en México y muchas partes de America Latina “aceptar tu error, aceptar derrota y seguir adelante”, es una forma de pensar que esta apenas empezando a cambiar. Tradicionalmente en estos países, todo es muy callado, muy privado. Nadie dice nada. Aceptar el error es lo que va a hacer crecer el ecosistema de emprendimiento. Es poder salir y decir “lo intentamos, tuvimos una muy buena experiencia, nos divertimos mucho pero no funcionó y no funcionó por tal y tal razón.” Comunicando ideas y “errores” es lo que crea una comunidad. Le quita el miedo a fracasar.

  • Efectivamente Andreas! Me alegra que en México también se esté viendo ese cambio de tendencias =)

    Saludos y gracias por el comment!

    MAG

  • Hernán

    Me parece una iniciativa interesante, ya que -me da la impresión- habitualmente se muestra mucho la versión exitosa de una historia o personaje, algo que en la mayoría de los casos crea una visión sesgada. Para una mayor cultura del emprendimiento es muy bueno dar a conocer las experiencias fallidas, para transmitir la idea de que el fracaso es parte totalmente normal del camino. Y ojo, vale aclarar, no es que no se diga que «fallar es parte del aprendizaje». Se lo dice, pero despersonalizado, como si nadie quisiera quedar pegado a historias de fracaso. Y por otro lado, también habría que revalorar el concepto de ‘éxito’, porque muchas veces emerge una idealización en la que el exitoso es algo así como una súper-estrella. Pero necesariamente pocas son las personas que pueden alcanzar ese status, lo que termina creando una especie de cultura del todo o nada: ganador o perdedor, estrella o paria. Por lo tanto, sería positivo, de la mano de las historias de fracasos, empezar a hablar de historias de pequeños éxitos, tan meritorias como las otras.

    • Gracias Hernán!

      Coincido. La idea de estos eventos es justamente promulgar estas ideas para que las personas puedan “copiarse” de personas que llegaron a ser exitosas pero gracias a transitar fracasos.

      Saludos,
      MAG